Montevideo, Uruguay – Mayo de 2019 – Luego de su exitosa inserción en otros mercados de Latinoamérica, Mastercard lanza en Uruguay las tarjetas “sin contacto” -también conocidas como “Contactless”-. Éstas permiten a los consumidores realizar el pago de sus compras de una manera fácil, rápida y segura. Basta con solo acercar la tarjeta a una terminal de pago para concluir el mismo. Esto implica que el proceso de compra sea hasta 10 veces más rápido que con el uso de efectivo o con una tarjeta tradicional. Las tarjetas Sin Contacto se caracterizan por sus altos niveles de seguridad y confiabilidad.

A partir de la incorporación de la tecnología Contactless, los comerciantes se benefician con pagos más rápidos y un aumento en el promedio de sus ventas, brindando una experiencia al usuario inigualable. Por su parte, los emisores de estas tarjetas se benefician de una mayor actividad. A medida que su aceptación crece en locales y nuevos sectores como el pago de estacionamientos, transporte y máquinas expendedoras de snacks o bebidas, la utilización de las tarjetas Mastercard Sin Contacto son ideales para aquellas situaciones donde no se tiene efectivo a mano o se tiene que hacer una compra de manera rápida.

“En general, las ventajas que ofrece como conveniencia, velocidad y seguridad se convierten en beneficios concretos para emisores, adquirentes (entidades que afilian a los comercios), comerciantes y consumidores”, afirmó Federico Gulland, Director de Mastercard para Uruguay.

Es importante destacar que las transacciones con tecnología Contactless son seguras ya que no se transmite información como nombre del titular de la tarjeta, código de seguridad de tres dígitos (ubicado al reverso de la tarjeta) ni datos de facturación como el código postal. En su lugar, se envía desde la tarjeta o dispositivo un código de uso único para identificar la transacción junto con la información de la cuenta. Contactless es parte del estándar global conocido como EMV de pagos, igual que lo es Chip, lo que asegura que la transacción pueda realizarse con la misma simpleza y seguridad en cualquier parte del mundo.

Actualmente, en América Latina el 85% de los consumos son en efectivo. Se espera que la tecnología Contactless sea adoptada rápidamente dando lugar a este nuevo método de pago más fácil y rápido. Esta tecnología es considerada como la transición entre el mundo físico y digital, ya que hay una correlación directa entre el uso de pagos sin contacto y la reducción del uso de efectivo.

Más del 90% de los pagos en Australia son sin contacto, el 50% en Asia-Pacífico y el 57% en Europa. En América Latina y el Caribe, la tasa de crecimiento anual compuesto del pago sin contacto creció un 14% entre 2012 y 2017, excluyendo a Venezuela. Costa Rica llevó la delantera, con pagos sin contacto en más del 20% de las transacciones. Chile le sigue con un 11% y Colombia con un 6%.

“A los consumidores les encanta la tecnología sin contacto y están dispuestos a adoptarla. Ya existen en el país tarjetas Mastercard Contactless en circulación y 20.000 establecimientos configurados para hacer las transacciones, en restaurantes, cines y farmacias, por mencionar algunos ejemplos. Emisores como MiDinero, Prex y el Banco de la República Oriental del Uruguay migraron a esta tecnología y a lo largo del año se irán incorporando nuevas entidades.”, afirmó el ejecutivo.

Acerca de Mastercard

Mastercard (NYSE: MA), www.mastercard.com, es una compañía de tecnología dentro de la industria de pagos globales. Operamos la red de procesamiento de pagos más rápida del mundo, conectando a consumidores, instituciones financieras, comerciantes, gobiernos y negocios en más de 210 países y territorios. Los productos y soluciones de Mastercard permiten que las actividades comerciales del día a día – tales como compras, viajes, administrar un negocio y manejar finanzas – sean más fáciles, seguras y eficientes para todos. Síganos en Twitter @MastercardLAC y en LinkedIn, participe en los debates en el nuestro blog y regístrese para recibir las últimas noticias por medio de nuestra sala de prensa.

 
Sílvia Simões, Communications Manager - Brazil